lunes, 14 de abril de 2014

ONE DAY: Asaf Avidan (reedición)

Reedito una entrada dedicada a esta canción, aunque de momento mantengo la entrada original en: ONE DAY (ASAF AVIDAN)
Si te apetece escucharla, otra vez, después de leer mis microcápsulas, hazlo con los ojos cerrados; puedes hacerlo tumbada, o bailando, pero mantén los ojos cerrados, y comprenderás cuántas cosas han cambiado en quince meses, que es el tiempo que ha pasado desde que te hablé de aquella canción por primera vez.
 
EMILIA
A ella no le gusta el Mercedes que han colocado allí en mitad. Tampoco le interesan las cuentas de ING Direct, que ella tiene su banco de toda la vida. Prefiere mirar a las muchachas que entran o salen de Bershka o Mango, a ver si algún día hay suerte y ve a su nieta. Emilia apenas se hace notar en la magnitud del centro comercial. Desde las diez de la mañana, hora de apertura, hasta la una del mediodía, se sienta siempre en el mismo banco que da al ascensor acristalado. Conversa con amigas y amigos, aunque hay días en que no tienen nada nuevo que decir. A la una en punto, se retira para recibir a su hija que le trae un plato de comida. Por la noche, se apaña con algún tomate y un Yogur Activia, que es verdad lo que dice Aída: va al baño con total regularidad cada día antes de que abran el centro comercial.
Emilia hubiera preferido pasarse el invierno en casa, porque le encanta ver la tele, sobre todo a Ana Rosa Quintana, y por la tarde las novelas de Antena 3, y después el Pasapalabra, que estaban a punto de dar el bote. Pasarse el invierno en el centro comercial ha sido pues todo un sacrificio.
Lo malo ha sido descubrir el mínimo resultado de su esfuerzo: ya le ha venido la factura de la luz, y no ha bajado.
   QUÉ BONITA LA VI..
Esta mañana el respetado Señor Gutiérrez, único habitante del décimo a, ha salido de su casa como cada mañana a las diez en punto, con la puntualidad propia de un británico y la exactitud de su reloj suizo. La gran diferencia es que esta vez no ha cogido ni las escaleras ni el ascensor.
Los del noveno tenían como siempre las persianas cerradas, por muy nublado que estuviera.
La del octavo se empeñaba en dar de desayunar a sus retoños con más paciencia que ganas.
Los del séptimo se estaban reconciliando con un 69.
Los del sexto preparaban las maletas para irse unos días a la playa.
La soltera del quinto sonreía a su teléfono móvil.
Resulta que los compañeros del quinto son más que eso.
La refunfuñona del cuarto sabe sonreír.
Una madre recién llegada al segundo a, amamantaba a su neonato con ojos tiernos.
Los del primero practicaban zumba.
De tantas visiones rápidas e indiscretas, al señor Gutiérrez, la implacable fuerza de la gravedad, sólo le dejó mascullar un pensamiento: qué bonita la vi..
                                
PRIMER SÍNTOMA
Lo de la vejez es siempre un asunto bastante relativo. Uno puede hablar de vejez cuando empieza a no verse joven, o puede dejar de hacerlo cuando otros son más viejos que uno mismo. Los síntomas físicos suelen venir de manera poco perceptible de un día para otro. El problema creo, lo produce la actitud.
Mi primer síntoma perceptible ha sido el de contarle a mis amigos las mismas cosas durante varios días. Sólo lo noto cuando repaso conversaciones en el silencio de la noche. De momento me parece inevitable, pero he aprendido a notar el error social en los dos signos de interrogación ¿? que le salen a mis contertulios en ambos lados de sus fosas nasales.
                                  

domingo, 13 de abril de 2014

EFECTO DOMINÓ

EFECTO DOMINÓ
EFECTO DOMINÓ
EFECTO DOMINÓ
EFECTO DOMINÓ
EFECTO DOMINÓ
EFECTO DOMINÓ
EFECTO DOMINÓ
EFECTO DOMINÓ
EFECTO DOMINÓ
EFECTO DOMINÓ

  ... DE DJ Snake y Lil Jon: TURN DOWN FOR WHAT

... todo efecto dominó tiene su antítesis...
REVELACIÓN
Atrapado por las piernas y los brazos de la mujer araña, empujando más allá de donde podía escuchar y sofocado por sus gritos exigentes "¡más adentro, más adentro!" yo no tenía nada más que entrar.  No era el mejor momento de aprenderlo, pero supe que el tamaño sí que importa.                                 

sábado, 12 de abril de 2014

ANOTHER LOVE: Tom Odell

Palabras a quien me abandonó.
Fue entonces cuando parecía que llegaba el viento, ¿fuiste tú? No lo creo, ni siquiera había huellas de ti, más que las que me dejaste en las pieles del estómago y de la memoria. A veces siempre creo que eres tú, pero me equivoco, me equivoco de nuevo. Este silencio que aquí reina debe de ser obra tuya, eres la artista de silencios más reconocida del mundo. Pero no es ese silencio apacible de cuando nos vamos a dormir; es el silencio de tu ausencia, y el de la mentira, ése, ése que es el que más duele y más pesa. El silencio de tu ausencia lo trae un yo mintiéndome y haciéndote buena, buscándote, y sacando tu imagen a la calle, para hacer creer al mundo, y de paso a mí, que no me dejaste, que no me abandonaste, que te han secuestrado, y por eso no estás, y por eso el silencio, y por eso el viento, que me hizo creer que eras tú, pero no.
Mira mis piernas y los pinchazos de mosquitos de tu ausencia, otro rastro de ti, ¿sabes? yo te presté el alfil para que ganaras en esta guerra santa de dejarme, y la ida la ganaste tú, pero la ausencia la gané yo. Malditas guerras.
Ahora hay cosas que están empezando a cambiar. Me sigue creciendo la barriga, será porque ya no la desgastas, que te gustaba o eso decías, dejar que tu nariz se echara la siesta en mi ombligo, y mis pelillos le cantaran una nana; he quitado las fotos de nosotros pero he llenado las paredes con tu foto de desaparecida, pero no creas que lo mereces, mereces mi olvido, y no aparecer en mis sueños, no entiendo por qué te adueñas de mis pesadillas. Hay otras cosas que han cambiado: la lluvia no huele igual, y el sol se ve más chiquito. Los días suelen cansarse, y las noches llorar, pero no te creas que lo cuento, que en eso también he cambiado, que suelo callar para adornar el silencio del que te hablaba. Sé que mis palabras ya no te llegan, querida ladrona de corazones entregados, no te voy a delatar, diré que el viento te llevó y que El Mago de Oz te ayudará a volver, otra mentira, pero qué más da, si la más gorda fue aquella de contarme que me querías, cuando ya no lo hacías.
Palabras a quien sí está.
Quiero llevarte a un lugar que sea único, a un lugar donde el viento no huela a ella, ni la lluvia toque en su honor. Así sabrás que me importas, en ese sitio inventado, ¿tienes tú el mapa? Préstamelo hasta que tenga monedas de amor por ti, y te lo pueda pagar. Sabes que estoy sin blanca, que la hucha de mi corazón la expoliaron, que desde entonces una cinta de la policía prohíbe el paso, y ni yo paso a recoger mis restos, mis maletas, y mis palabras de mentira. Hace frío donde habitamos tú y yo, debe de ser por la colonización de su mentira. Lo siento, estoy atrapado. Podríamos calentar el ambiente con flores, pero qué demonios, se marchitan si me acerco, que tengo veneno en el recuerdo, y sequía en la mirada:
I WANNA TAKE YOU SOMEWHERE SO YOU KNOW I CARE
QUIERO LLEVARTE A ALGÚN SITIO PARA QUE SEPAS QUE ME IMPORTAS
BUT IT'S SO COLD AND I DON'T KNOW WHERE
PERO ES QUE HACE TANTO FRÍO Y NO SÉ DÓNDE (LLEVARTE)
I BROUGHT YOU DAFFODILS IN A PRETTY STRING
TE TRAJE NARCISOS CON UN BONITO CORDEL
BUT THEY WON'T FLOWER LIKE THEY DID LAST SPRING
PERO NO FLORECERÁN COMO LO HICIERON LOS DE LA PASADA PRIMAVERA
                                          
Me gustaría besarte con el mismo arcoíris, lamerte y otros actos con la lluvia que huele a mojado, pero esto que te doy sólo oxida los proyectos, y nos arrincona en el mapa de los perdidos, que se quema, y mis ojos son rojos, pero no llueven, no llueven y lo siento. Mira tú misma en el pozo de mis emociones y verás que el eco de tu voz se te cae en la cara como un boomerang lanzado contra el vacío.
AND I WANNA KISS YOU, MAKE YOU FEEL ALRIGHT
Y TE QUIERO BESAR, HACERTE SENTIR BIEN
I'M JUST SO TIRED TO SHARE MY NIGHTS
ESTOY TAN CANSADO DE COMPARTIR MIS NOCHES
I WANNA CRY AND I WANNA LOVE
QUIERO LLORAR Y QUIERO AMAR
BUT ALL MY TEARS HAVE BEEN USED UP
PERO SE ME HAN AGOTADO LAS LÁGRIMAS
                                 59 interminables segundos se pasa ella intentando quererlos, a ella misma y a él, pero él no sabe, no puede, porque él a veces cree que siempre es la otra. Me lo cuenta el piano del principio, que esta historia puede que sea interminable, que no habrá nadie como tú, y podría pasarme la vida entera cantando esta canción, para recordar que sólo a ti te querré.  Es lo que tiene el amor a primera vista, aunque quieras repetirlo, nunca jamás se repite. Qué tonta es la memoria, confundir un instante con la eternidad.
Esto no es una canción de Shakira en la que ahora vamos por el mundo como Eneas y Benitín, que me vas a encontrar varios rasguños que me hicieron por ahí, pero tu loco amor, no, tu loco amor no podrá hacer nada para curarlos, porque aunque yo quiera llorar y amar, OTRO AMOR, ANOTHER LOVE me ha agotado las lágrimas...
                           

ON ANOTHER LOVE, ANOTHER LOVE
EN OTRO AMOR, OTRO AMOR
ALL MY TEARS HAVE BEEN USED UP
TODAS MIS LÁGRIMAS SE HAN AGOTADO
ON ANOTHER LOVE, ANOTHER LOVE,
ALL MY TEARS HAVE BEEN USED UP, ON ANOTHER LOVE, ANOTHER LOVE, ALL MY TEARS HAVE BEEN USED UP
                   

Después de los primeros interminables 59 segundos, viene el sexo no mutuo. Ella se exhibe, se desviste, se ofrece, ¿no es suficiente? Y no lo es, porque los narcisos no florecen de la misma manera que la primavera pasada.
Por eso utiliza un último cartucho: poner su maleta delante de él. ¿Vas a decirme que me quede contigo? No, porque mis lágrimas ya se gastaron en aquel primer amor. ¿Cuándo te vas a dar cuenta de que te abandonó? No, no lo hizo, no lo hizo, y me salgo de mis casillas y de mí mismo...
1:50 I-N-C-R-E-S-C-E-N-D-O
AND IF SOMEBODY HURTS YOU, I WANNA FIGHT
Y SI ALGUIEN TE HACE DAÑO, YO QUIERO LUCHAR
BUT MY HANDS BEEN BROKEN, ONE TOO MANY TIMES
PERO ME HAN ROTO LAS MANOS DEMASIADAS VECES
SO I'LL USE MY VOICE, I'LL BE SO FUCKING RUDE
ASÍ QUE USARÉ MI VOZ, VOY A SER UN JODIDO MALEDUCADO
WORDS THEY ALWAYS WIN, BUT I KNOW I'LL LOSE
LAS PALABRAS SIEMPRE GANAN, PERO YO SÉ QUE PERDERÉ
Tú quisieras que yo diera la cara por ti, necesitas que te proteja, que le lance al mundo un signo de exclamación y le cuente cuánto nos queremos, pero a mí se me agotaron las admiraciones en otra lluvia. Lo siento. Sé que mis manos no te arropan, pero aún me queda el poder de la palabra. Mira mi lengua negra cómo sabe insultar, y lanzar sílabas grotescas. ¿Lo ves? Mi capacidad para insultar delata mi incapacidad para pensar, amar, y lo que es peor: llorar. Pésimo: sentir.
SEGUIMOS INCRESCENDO
AND I'D SING A SONG, THAT'D JUST BE OURS
YO ESCRIBIRÍA UNA CANCIÓN QUE PODRÍA SER NUESTRA
BUT I SANG 'EM ALL TO ANOTHER HEART
PERO YA SE LAS CANTÉ TODAS A OTRO CORAZÓN
AND I WANNA CRY, I WANNA LEARN TO LOVE
Y QUIERO LLORAR, QUIERO APRENDER A AMAR
BUT ALL MY TEARS HAVE BEEN USED UP, ON ANOTHER LOVE, ANOTHER LOVE...
1:57... de repente el móvil, otra vez el móvil, espejo del alma, despierta a la madre naturalmente ira, y va a provocar primero un terremoto de gritos de reproches por querer a la primera, y no a la segunda, derivando después en un tsunami de gritos, qué soy yo para ti, qué soy yo, qué pinto yo aquí, y yo me esfuerzo en llorar, que quiero sentir por ti, mira mi cara (2:46) pero no puedo, porque ya sabes que mis lágrimas las agotó otro amor.
-2:52. Me voy.
-¿No vas a hacer nada?
-3:00 (vuelvo) No me lo puedo creer.
-La impotencia provoca violencia doméstica.
-La silla, los libros y los vasos son más susceptibles a mis lamentos que tú mismo.
La canción está en su punto álgido, sigamos en este juego de impotencias sostenidas: yo en mi silla, y tú girando en torno a mí. Sigamos con esta canción que a ti te canto, pero no la hice pensando en ti.
Quédate en el infierno de ella, le dice ella al cerrar la puerta por fin, y tras la puerta, sólo estoy yo, el que no te sabe querer, ni cantar, ni llorar, ni sentir. Pésimo.
TOM ODELL
Cuando hace algún tiempo escribí una entrada hablándoos acerca de las excelencias de la música británica, creo que me quedé corto, y me quedaron muchos por nombrar. Entre ellos a este inglés criado en Nueva Zelanda, que sólo tiene 23 años, y cuyo rostro no aparenta el tono de su voz. Another Love es una canción que pertenece a su álbum debut, Songs from Another Love, y que yo he conocido un poquito tarde, pero más vale, gracias a Europa FM, que es la única cadena musical popular en España que la radia. Después de su evidente éxito en el Reino Unido, Odell reestrenó el vídeo en Estados Unidos. En el vídeo que hemos visto, la actriz es Hanako Footman, mientras que en el que vas a ver ahora, la actriz es Sarah Navratil, y lo llaman "short film version".

                                
  Yo he basado la mayor parte del relato en el primer vídeo, aunque éste es igual de apasionante. La diferencia es que es más difícil de explicar, porque ¿qué pasa para que él no la reconozca? Se me ocurren dos explicaciones: o está tan obsesionado con la persona de la que se enamoró, y con el pasado, que rechaza el presente por completo. La otra explicación es que no es ella, por mucho que se parezca, y aunque la vida le regale un clon de la persona que quiso, él es incapaz de aceptar esa nueva oportunidad. El momento "genial" de música en alza viene acompañado por la persecución de ella, que es más paciente que la primera, y finalmente consigue la mano de él. Un final más feliz, en este vídeo entonces. 
Y si aún no te basta, como a mí, te dejo este remix llamado Zwette Edit, para poder escucharla hasta la saciedad...
                                                             
Supongo que no hay que leer demasiado entre líneas para que entiendas que Another Love es mi favorita para 2014, ¿no crees? Caaaachis, siempre voy con retraso...


 

viernes, 11 de abril de 2014

BAILANDO: Enrique Iglesias feat. Gente de Zona & Descemer Bueno

Es increíble cómo una canción puede cambiar el camino sin retorno hacia la tristeza. Sonsoles estaba hecha un ovillo en el salón de su casa, pensando qué había hecho ella para merecer todo eso, si ella no se metía con nadie, ni sus tacones eran lejanos,  ni le deseaba mal a nadie, ni tenía tan mala educación,  para que las cosas y la piel que habita se le pusieran tan grises.
El dolor estaba repartido en cuatro partes simétricas, como una tarta de chocolate herida de muerte por un cuchillo y dispuesta a ser devorada por las fauces de la soledad.
De una parte, estaba la confirmación de que no volvería al hotel a trabajar. El ERE ya se había materializado. Ni siquiera se habían esperado a que pasara la temporada de Semana Santa, los muy cabrones. Si te he visto, no me acuerdo.
De la otra, su hija. Otra vez se había marchado a Madrid a casa de su hermana, porque vaya como le ha dado con el noviete ése, el Mike. Su hija se le había hecho mujer, y a ella a cambio, la vejez le había caído de golpe, pillándola con las bragas sin poner. Aquella era una prueba de mujer al borde de un ataque de nervios.
Lo que era terriblemente injusto era lo que le había hecho su amiga Lourdes. Qué culpa tenía ella de haber estado completamente borracha, de que la hubieran llevado a la cama de Lourdes y de su novio el mexicano, de tener una borrachera que la hizo perder por completo la memoria y quién sabe si la compostura. Qué culpa tiene ella de haber amanecido abrazada a ese hombre, y que ese hombre hubiera plantado una tienda de campaña entre las sábanas, que por cierto, vaya verga tan descomunal podía verse desde allí. Ya intentará reconstruirla su imaginación cuando la resaca se lo permita. Carne trémula. No, no es justo, ella no hizo nada, y no se va a olvidar de cómo Lourdes la ha echado de su casa. No piensa cogerle el móvil si la llama, aunque está deseando que lo haga, porque Sonsoles, acaba de salir de órbita. Sin trabajo, con amigas que dejan bastante que desear, sin hija a la que cuidar, y sin ni un sólo hombre que anoche la mirara, Sonsoles se ha perdido en un agujero negro en el sofá, y allí se ha colocado en posición fetal, esperando a que se le pase la resaca y la soledad.
Porque de momento, el cuarto de círculo que más duele, es el de su cabeza, que sigue reclamando una cura de alcohol. Para qué bebiste tanto, Sonsoles, se dice. A medida que agita su cabeza para comprobar que el dolor persiste, Sonsoles se siente ridícula. Sus bailes, sus chistes, sus chichín, sus palmetadas en el culo a sus amigas, no han sembrado nada. Está sola. O entre tinieblas.
De repente, un pi agudo se cuela en el agujero negro que conforman el sofá y lo que queda de Sonsoles. Se esfuerza por alargar su brazo hasta la mesa, que es donde se halla su teléfono móvil, pero no coordina movimientos, ni su brazo es el gancheto brazo de sus dibujos favoritos. La mujer sin cabeza se esfuerza por levantarse del sofá a gatas, pensando que pudiera ser su hija para decirle te quiero, estoy bien, o Lourdes, para pedirle perdón, o una llamada del hotel, para decirle que vuelva, que de ilusión también se vive, o al menos se mitiga ese dolor que acentúa su profunda migraña. Sonsoles se arrastra hasta llegar a la mesa, trepa con sus brazos sin fuerzas, y por fin captura el móvil que sólo ha hecho tres pis.
La esperanza se le ha caído en un pozo que esconde su particular agujero negro. Abrazos rotos. Ninguna de las tres posibilidades se han cumplido. Maldita estadística, que nunca se le cumple. Sólo es su amigo Antonio, que siempre le escribe cualquier chorradilla a través del guasap: una imagen de un humor que no entiende, o un vídeo que no descarga, porque no tiene wifi, y a partir de ahora, sin trabajo, ya veremos quién le paga a los de Vodafone. Qué fastidio. El día en que le toque la primitiva, se va a ir muy lejos, al Caribe, y quien la necesite que vaya a buscarla, jeje. En realidad, Sonsoles cuando está de mal humor rehúye de las gracietas de Antonio, porque sabe perfectamente que él no es así, que sólo pretende agradarla. Pi, pi, pi, agujero negro llamando a agujero negro. Y no te quiero, porque eres como yo, soledad.
- ¿No decías que te gustaba Enrique Iglesias?
- Vídeo, ¿descargar ahora?
- ¿Bailamos? + absurdo (por la ocasión) muñequito de flamenca del guasap.
Sonsoles piensa en lo desfasado que está Antonio, le ha enviado el Bailamos de Enrique Iglesias, con la de años que tiene, si es que a ti no te pegan estas cosas, querido, no hagas el ridículo, que para eso ya estoy yo. "Te quiero, amor mío, bailamosssssss". Sonsoles no se da cuenta de que ha aceptado la proposición virtual de descargar el vídeo, y descubre que no es Bailamos, es Bailandoooooo, y sí, le gusta, le gusta, y clausura su conversación con Antonio con un "ole". Al otro lado, Antonio permanece en línea, esperando más reacciones, pero Sonsoles quiere soñar en privado. Volver.
    Ha escuchado el ritmo de algún país caribeño, y ha recobrado sus ocho patas de pulpo para levantarse y volver a su propia órbita. Se sacude la cabeza para que se le caiga la resaca de golpe y agarra el palo de la fregona como improvisado micrófono. Pero no, no sabe cantar tan mal como Enrique. Prefiere ser la destinataria de la canción.  Comienza la malabarista a comprobar que es capaz de andar recto, la mujer araña, que se mira al espejo a retar su belleza, eres única, se dice, alzándose los pechos para no verlos jamás caídos, la tragafuegos se bebe los mundos y el agujero negro se convierte en estrella nueva alumbrando medio universo, eres guapa, estás viva, trapecista, tírate y verás como nada te hace daño, domadora de fieras, se imagina, maltratando a los hombres que anoche lo intentaron con Ashley, con Flavia, con Vanessa y con Lourdes en ese orden, y ella fue la quinta, y qué importa, si ella se los hubiera tragado, la gran maga de Benidorm, acróbata, contorsionista, ilusionista, trapecista, payasa. No eres ni Pepi, ni Luci, ni Bom, ni otra chica del montón.  Y cuando la circense termina su trabajo, vuelve a darle al play, le encanta la canción, le hace sentir bien, y olvidarse de su círculo de dolores y soledades, porque ahora tiene un amante secreto e invisible al que se le corta la respiración al mirarla, dónde está tu corazón, que lo he visto cambiar de lado cuando yo he llegado, esta noche no va a salir el sol, porque me voy a quedar escuchando las mil palabras de tu mirada, ¿te ves, Sonsoles? se dice, tienes física, y también química, cuando te toque la primitiva te vas a ir tú solita a cualquier sitio de ninguna parte, y si alguien de verdad te necesita, que vaya a buscarte, la cerveza y el tequila, no, por favor, más alcohol noooooo, mejor café, y un ibuprofeno, que son mano de santo, y tu boca con la mía, y tu boca con la mía, ahí tienes a Sonsoles la circense besándose a sí misma frente al espejo...

                               
   Esas patas de gallo no son tuyas, son sólo un espejismo. Los michelines en las caderas son cosa del espejo. Tú sólo desprendes melodía, color y fantasía, y tu amante invisible ya no puede más, ya no puede más, porque quiere tu boca y bailar contigo, en esta noche loca, de cabezas vacías...Ahí tienes a Sonsoles con la flor de su secreto. Feliz, otra vez. Feliz, como siempre.
- Gracias, Antoñito. Me has alegrado el día.                    


 
 

miércoles, 9 de abril de 2014

MAGIC: Coldplay

De acuerdo...
Re-nacer 
Verte por primera vez amándome fue como nacer de nuevo. Mi primera reacción fue llorar.
Re-setear
Cuando tú y yo nos conocimos en el fin del mundo, de repente todo empezó.
Re-correr
Me gusta recorrer a dedo de fuego lento tus suelos fértiles, y recorrer redescubriéndote.
Re-tomar
El vuelo. Y gravitar en tu atmósfera de aromas.
Re-unión
Tu ombligo es Saturno y yo millones de anillos. Allí nos reunimos a decidir no dormir.
                                    

Re-fragilidad
Me siento frágil en tu biografía. La debilidad me otorga inseguridades de absolutismo.
Re-considerar
Otras veces es a mí a quien temo porque no quiero hacerte daño. Mejor dáñame tú si es cuestión de elegir. O mejor espérate a que lleguemos a un acuerdo los anillos de Saturno.
 
                                        
De su esperadísimo Ghost Stories, ya tenemos un segundo single. Recuerda que vimos Midnight, y Atlas, pero aún no sé si esta última está incluida en el álbum. Una de las mejores canciones de 2014 será sin duda este Magic.